The White Rabbit World

Decir menos y comunicar más, la cualidad de ser buen periodista

por | Ago 11, 2021 | Miembros White Rabbit | 0 Comentarios

Dicen que siempre se pueden utilizar menos palabras para decir lo mismo. O, al menos, así lo asegura el periodista y escritor Juan José Millás. “Yo, cuando hago periodismo, no siento que deje de hacer literatura”, constataba en una entrevista hace ya 14 años.

Y es que, aunque el periodismo ha cambiado mucho en las últimas décadas, la esencia del buen periodista no debería hacerlo. El trabajo del periodista es comprobar los hechos, analizarlos y explicar, de forma clara y concisa, lo ocurrido. Se trata de convertir un concepto complicado en algo fácil de entender para el público.  

En un mundo saturado de información, nos encontramos con “lo último” de forma inmediata, y muchos periodistas luchan por ser los primeros en contarlo, pero ¿tiene sentido ser el primero en publicar una información que caducará a los cinco minutos? Con tanta sobrecarga y oleadas de noticias, resulta complicado escribir buenos relatos que aporten valor añadido y perduren en el tiempo y en la memoria del lector.

“Si no tienes nada bueno que decir… mejor no digas nada”

Cabe tener en cuenta que el fenómeno de las fake news se ha visto impulsado por las redes sociales, algo que aprovechan los malos periodistas para conseguir visitas y clicks. El lector únicamente invierte su tiempo en leer el titular y el lead de la noticia para sacar sus propias conclusiones.

Es en este momento cuando el buen periodista tiene la oportunidad de contar de forma breve una historia atractiva, que enganche al lector, siempre y cuando la información sea verídica y de interés.

 “Lo bueno, si es breve, es dos veces bueno”

En este sentido, ser concreto y breve es un arte. Utilizar demasiadas palabras o términos muy complicados podría distraer al lector que, precisamente, ya se encuentra saturado de información desde que se empieza su día y abre Twitter o su portal de noticias habitual.

Ser breve, sin embargo, no es fácil. Exige preparación y una selección de ideas y palabras mucho más precisa. Es que ser real, conciso, claro y memorable se ha convertido en el reto de los nuevos comunicadores.

Sin estos ingredientes, el periodismo se convertirá en una literatura vacía, irreal, abstracta y que pasará desapercibida a los ojos de nuestros lectores.

Resultará todo un desafío destacar en este amplio universo mediático en el que los relatos y las noticias “compiten” por ocupar la fugaz atención de la sociedad.

/
Marta Escolar
Account Executive & Content Manager. Más de 5 años de experiencia en el sector de la comunicación y el periodismo. “En The White Rabbit trabajamos en contacto directo con el cliente para dar respuesta a sus necesidades. La clave para marcar la diferencia es nuestra actitud”.